TOP
manifiesto-de-las-profesiones-sanitarias-en-el-dia-mundial-de-la-salud

Manifiesto de las profesiones sanitarias en el Día Mundial de la Salud

El manifiesto de las profesiones sanitarias en el Día Mundial de la Salud 2021 adopta el lema de la OMS, Construir un mundo más justo y saludable, y lo traslada a la realidad española para sentar las bases de la necesaria refundación del Sistema Nacional de Salud (SNS), que debe surgir de las mismas cenizas de la pandemia.

El manifiesto subraya aspectos cruciales como la urgencia de reforzar la atención primaria, tomar en serio la salud pública, terminar con las desigualdades sanitarias entre comunidades autónomas y dar forma a una verdadera atención sociosanitaria integral. En consecuencia, en Impaciente nos ha parecido importante reproducirlo íntegramente a continuación:

 

En el Día Mundial de la Salud, que se celebra el 7 de abril, los 858.468 profesionales sanitarios de nuestro país, representados por sus Consejos Generales de Dentistas, Enfermería, Farmacia, Fisioterapia, Logopedia, Medicina, Ópticos-Optometristas, Podología, Psicología y Veterinaria, manifiestan su vocación de servicio y compromiso con la salud de los ciudadanos y reclaman:

>>> Participación en la toma de decisiones. El actual escenario de reconstrucción social y sanitaria, tras más de un año de pandemia en nuestro país, hace necesaria y urgente una mayor participación de los consejos generales y los colegios en la toma de decisiones que afectan a las profesiones en particular y al sistema sanitario en general.

>>> Mecanismos de consulta articulados. Como representantes legales de las profesiones sanitarias, pedimos a las administraciones estatales y autonómicas, en el marco de cogobernanza, un mayor compromiso y la apertura de nuevas vías de diálogo permanente para revertir la situación del último año, en la que la hemos permanecido al margen de la gestión de la pandemia, sin mecanismos de consulta articulados en esta emergencia para favorecer el intercambio de conocimiento y experiencia.

>>> Evitar desigualdades entre CCAA. Las profesiones sanitarias nos comprometemos a “construir un mundo más justo y saludable” en el desarrollo de nuestro ejercicio profesional, y para ello instamos a las autoridades sanitarias a que garanticen la equidad y la cohesión dentro del SNS, y eviten desigualdades entre la población en el acceso a los servicios sanitarios, asegurando el principio de igualdad de todos los ciudadanos en las estrategias preventivas y asistenciales.

>>> Atención Primaria. El urgente desarrollo e implementación del Marco Estratégico para la Atención Primaria y Comunitaria, aprobado por el Consejo Interterritorial del SNS, como vía para comenzar a reforzar los recursos de la atención primaria como pilar esencial del SNS.

>>> Atención Sociosanitaria. La puesta en marcha de una verdadera continuidad asistencial sociosanitaria, mediante el refuerzo de mecanismos de coordinación entre atención primaria, hospitalaria, dispositivos de urgencia, salud pública, servicios sociales y centros residenciales para garantizar la continuidad efectiva de cuidados integrales e integrados.

>>> Salud Pública. El desarrollo de la Ley General de Salud Pública (2011) y el aumento de recursos en torno a la prevención, así como el empleo de todos los recursos profesionales y asistenciales disponibles, como son, entre otros, los establecimientos sanitarios.

Por todo ello, es el momento de impulsar un nuevo Pacto de Estado por la Sanidad, en el que estemos representadas todas las profesiones sanitarias, que implique de verdad a la sociedad civil en la reconstrucción, como contempla el Informe de conclusiones de la Comisión para la Reconstrucción Social y Económica, aprobado con amplio consenso por el Congreso de los Diputados.

El manifiesto de las profesiones sanitarias en el Día Mundial de la Salud 2021 adopta el lema de la OMS, Construir un mundo más justo y saludable, y lo traslada a la realidad española para sentar las bases de la necesaria refundación del Sistema Nacional de Salud (SNS), que debe surgir de las mismas cenizas de la pandemia.

El manifiesto subraya aspectos cruciales como la urgencia de reforzar la atención primaria, tomar en serio la salud pública, terminar con las desigualdades sanitarias entre comunidades autónomas y dar forma a una verdadera atención sociosanitaria integral. En consecuencia, en Impaciente nos ha parecido importante reproducirlo íntegramente a continuación:

 

En el Día Mundial de la Salud, que se celebra el 7 de abril, los 858.468 profesionales sanitarios de nuestro país, representados por sus Consejos Generales de Dentistas, Enfermería, Farmacia, Fisioterapia, Logopedia, Medicina, Ópticos-Optometristas, Podología, Psicología y Veterinaria, manifiestan su vocación de servicio y compromiso con la salud de los ciudadanos y reclaman:

>>> Participación en la toma de decisiones. El actual escenario de reconstrucción social y sanitaria, tras más de un año de pandemia en nuestro país, hace necesaria y urgente una mayor participación de los consejos generales y los colegios en la toma de decisiones que afectan a las profesiones en particular y al sistema sanitario en general.

>>> Mecanismos de consulta articulados. Como representantes legales de las profesiones sanitarias, pedimos a las administraciones estatales y autonómicas, en el marco de cogobernanza, un mayor compromiso y la apertura de nuevas vías de diálogo permanente para revertir la situación del último año, en la que la hemos permanecido al margen de la gestión de la pandemia, sin mecanismos de consulta articulados en esta emergencia para favorecer el intercambio de conocimiento y experiencia.

>>> Evitar desigualdades entre CCAA. Las profesiones sanitarias nos comprometemos a “construir un mundo más justo y saludable” en el desarrollo de nuestro ejercicio profesional, y para ello instamos a las autoridades sanitarias a que garanticen la equidad y la cohesión dentro del SNS, y eviten desigualdades entre la población en el acceso a los servicios sanitarios, asegurando el principio de igualdad de todos los ciudadanos en las estrategias preventivas y asistenciales.

>>> Atención Primaria. El urgente desarrollo e implementación del Marco Estratégico para la Atención Primaria y Comunitaria, aprobado por el Consejo Interterritorial del SNS, como vía para comenzar a reforzar los recursos de la atención primaria como pilar esencial del SNS.

>>> Atención Sociosanitaria. La puesta en marcha de una verdadera continuidad asistencial sociosanitaria, mediante el refuerzo de mecanismos de coordinación entre atención primaria, hospitalaria, dispositivos de urgencia, salud pública, servicios sociales y centros residenciales para garantizar la continuidad efectiva de cuidados integrales e integrados.

>>> Salud Pública. El desarrollo de la Ley General de Salud Pública (2011) y el aumento de recursos en torno a la prevención, así como el empleo de todos los recursos profesionales y asistenciales disponibles, como son, entre otros, los establecimientos sanitarios.

Por todo ello, es el momento de impulsar un nuevo Pacto de Estado por la Sanidad, en el que estemos representadas todas las profesiones sanitarias, que implique de verdad a la sociedad civil en la reconstrucción, como contempla el Informe de conclusiones de la Comisión para la Reconstrucción Social y Económica, aprobado con amplio consenso por el Congreso de los Diputados.

El manifiesto de las profesiones sanitarias en el Día Mundial de la Salud 2021 adopta el lema de la OMS, Construir un mundo más justo y saludable, y lo traslada a la realidad española para sentar las bases de la necesaria refundación del Sistema Nacional de Salud (SNS), que debe surgir de las mismas cenizas de la pandemia.

El manifiesto subraya aspectos cruciales como la urgencia de reforzar la atención primaria, tomar en serio la salud pública, terminar con las desigualdades sanitarias entre comunidades autónomas y dar forma a una verdadera atención sociosanitaria integral. En consecuencia, en Impaciente nos ha parecido importante reproducirlo íntegramente a continuación:

 

En el Día Mundial de la Salud, que se celebra el 7 de abril, los 858.468 profesionales sanitarios de nuestro país, representados por sus Consejos Generales de Dentistas, Enfermería, Farmacia, Fisioterapia, Logopedia, Medicina, Ópticos-Optometristas, Podología, Psicología y Veterinaria, manifiestan su vocación de servicio y compromiso con la salud de los ciudadanos y reclaman:

>>> Participación en la toma de decisiones. El actual escenario de reconstrucción social y sanitaria, tras más de un año de pandemia en nuestro país, hace necesaria y urgente una mayor participación de los consejos generales y los colegios en la toma de decisiones que afectan a las profesiones en particular y al sistema sanitario en general.

>>> Mecanismos de consulta articulados. Como representantes legales de las profesiones sanitarias, pedimos a las administraciones estatales y autonómicas, en el marco de cogobernanza, un mayor compromiso y la apertura de nuevas vías de diálogo permanente para revertir la situación del último año, en la que la hemos permanecido al margen de la gestión de la pandemia, sin mecanismos de consulta articulados en esta emergencia para favorecer el intercambio de conocimiento y experiencia.

>>> Evitar desigualdades entre CCAA. Las profesiones sanitarias nos comprometemos a “construir un mundo más justo y saludable” en el desarrollo de nuestro ejercicio profesional, y para ello instamos a las autoridades sanitarias a que garanticen la equidad y la cohesión dentro del SNS, y eviten desigualdades entre la población en el acceso a los servicios sanitarios, asegurando el principio de igualdad de todos los ciudadanos en las estrategias preventivas y asistenciales.

>>> Atención Primaria. El urgente desarrollo e implementación del Marco Estratégico para la Atención Primaria y Comunitaria, aprobado por el Consejo Interterritorial del SNS, como vía para comenzar a reforzar los recursos de la atención primaria como pilar esencial del SNS.

>>> Atención Sociosanitaria. La puesta en marcha de una verdadera continuidad asistencial sociosanitaria, mediante el refuerzo de mecanismos de coordinación entre atención primaria, hospitalaria, dispositivos de urgencia, salud pública, servicios sociales y centros residenciales para garantizar la continuidad efectiva de cuidados integrales e integrados.

>>> Salud Pública. El desarrollo de la Ley General de Salud Pública (2011) y el aumento de recursos en torno a la prevención, así como el empleo de todos los recursos profesionales y asistenciales disponibles, como son, entre otros, los establecimientos sanitarios.

Por todo ello, es el momento de impulsar un nuevo Pacto de Estado por la Sanidad, en el que estemos representadas todas las profesiones sanitarias, que implique de verdad a la sociedad civil en la reconstrucción, como contempla el Informe de conclusiones de la Comisión para la Reconstrucción Social y Económica, aprobado con amplio consenso por el Congreso de los Diputados.